Recibe nuestra newsletter y enterate de todo en el mundo del deporte

PUBLICIDADE

Tu peso ideal para correr una maratón

Foto:peso ideal para correr una maratón

Se dice que por una reducción de peso de un 1% hay un incremento de un 1% en la capacidad de correr a más velocidad. Perdés peso, ganás velocidad… pero no es tan fácil como parece. El peso que nos sobra generalmente es de grasa, no de músculo, por lo que tenemos que “quitar” lo sobrante y no pasarnos en exceso o será como empezar a restar piezas esenciales al motor. Entiende cuál será tu peso ideal para correr una maratón.

Aunque peses menos, también podrás darle menos fuerza a tus zancadas y, por lógica, correr más lento o cansarte antes. La grasa es importante, es el exceso de la misma lo que hay que tratar de quitar.

El peso es uno de esos factores que varía durante todo el año, pero si sabemos llegar a nuestro peso ideal de competencia, eso contribuirá positivamente a que logremos una carrera óptima. Hay que tener en cuenta la altura, la complexión corporal y, no menos importante, el deporte a realizar. Los grupos musculares que intervienen al momento de correr son muy específicos; esto puede producir fluctuaciones, razón por la cual no existe un peso específico a alcanzar.

Hay que aprender a escuchar y a sentir nuestro cuerpo para establecer los límites que nos lleven a sentirnos bien, en forma para lo que deseamos. El peso ideal será el resultado de todo esto, de las buenas sensaciones y del “arribo” de las buenas marcas.

 

Ver más

Maratón: no sufras con el "muro"

Empezá a correr con estos consejos

Así llegó el último corredor del maratón de Montevideo

 

La complexión física es el conjunto de características que determina la forma de nuestro cuerpo, además de la  fuerza y vitalidad. Estas formas se definen por la relación entre la circunferencia de la muñeca y la estatura de la persona.

Rectángulo: Esta forma de cuerpo se caracteriza por su falta de simetría, pues tiene hombros y caderas demasiado anchos, aunque la figura sea atlética. Son de complexión delgada y alta de estatura, con extremidades largas. Generalmente comen en grandes cantidades y difícilmente engordan. Son muy buenos en el atletismo y la natación.

Triángulo invertido: Tronco más bien grueso y extremidades cortas. Estatura generalmente baja. Engordan con facilidad. Suelen destacarse en levantamiento de pesas (halterofilia) y lucha libre.

Rombo: Se caracteriza por tener un alto metabolismo, no gana peso con facilidad. Es delgado. Sus medidas de la parte superior, pecho, caderas y cintura son casi iguales. Son buenos para el fútbol, entre otros juegos de equipo y coordinación (con pelota o raqueta).

Debido a todo lo anterior, es complicado conocer el peso adecuado. Sin embargo, en el libro “Manual del corredor de competencia”, de Bob Glober, hay un apartado muy especial que habla acerca de esto, donde encontrarás unas tablas muy útiles dentro del capítulo “Peso y rendimiento”, que te ayudarán y orientarán de una mejor manera. Sabiendo la altura (cms) conocemos el peso objetivo (Kg), que es el peso que los corredores en competencia necesitan para dar su mejor rendimiento, con los límites de peso (Kg) que nos permiten obtener buenos resultados según el tipo de cuerpo que tenemos. Por ejemplo: alguien de complexión fuerte no debería pesar el límite mínimo, pues podría lesionarse y no lograr la meta establecida para sus competencias.

Esta es una tabla indicada para corredores, ya que el peso objetivo está hecho en una fórmula basada en el peso medio de los corredores de élite. Puede tener alteraciones del 10%, tanto hacia arriba como hacia  abajo:

MUJERES   HOMBRES
ALTURA  (CMS) OBJETIVO (KG) LÍMITES (KG)   ALTURA  (CMS) OBJETIVO (KG) LÍMITES (KG)
155 47.6 43 – 52.6   168 65.7 59.8 – 71.6
157 48.9 43.9 – 53.9   170 66.6 60.7 – 73
160 50.3 45.3 -55.3   173 68 61.6 – 73.9
163 51.7 46.2 -56.7   175 68.9 62.5 – 75.2
165 53 47.6 – 58.5   178 69.8 63.5 – 76.2
168 54.4 48.9 – 59.8   180 70.7 64.4 – 77.
170 55.7 50.3 -61.2   183 71.6 65.3 – 78.4
173 57.1 51.2 -62.5   185 73 66.2 – 79.3
175 58.5 52.6 – 64.4   188 73.9 67.1 – 80.7
175 59.8 53.9 -65   191 74.8 68 – 81.6

También se habla de una regla general que considera que un corredor debe pesar los centímetros que exceda del metro de su talla, restando 10.

Como comentamos anteriormente, es muy importante llevar un registro de las sensaciones que se tengan en competencia con el peso con el que te sientas y te veas mejor. No siempre la tabla o la regla general aplica para todos, pues, siempre varía según nuestras características individuales. Sin embargo, esta información puede ser una excelente guía para los principiantes o para quienes buscan mejorar las marcas personales.

Sabiendo esto, es hora de ponerse en forma y en disciplina para alcanzar el peso ideal, según tu cuerpo, tu estatura y tu deporte. Así que no pierdas más tiempo y ¡logra tus mejores marcas!

¡Compartir por correo electrónico!