Recibe nuestra newsletter y enterate de todo en el mundo del deporte

PUBLICIDADE

¡Shhh! Conocé los beneficios de ser un corredor silencioso

La principal herramienta del runner son las piernas. Las extremidades inferiores son la base de todo. Desde levantarlas, pasando por la flexión de la rodilla hasta el aterrizaje del pie. Toda esa acción es una ciencia y, como tal, debe ser exacta. Si bien todos pueden tener técnicas diferentes que se adapten mejor a sus propias condiciones y exigencias, siempre prevalecerán consejos y tips para realizarlas de manera idónea.

Empecemos con el ruido a la hora de correr. Es natural escucharlo cuando la base de la zapatilla impacta con el pavimento. Pero, en algunas ocasiones, puede que el sonido al pisar sea indicativo de una técnica incorrecta. Tenemos que basar todos nuestros movimientos en el aterrizaje correcto y la flexión adecuada.

 

Corredor silencioso: el aterrizaje perfecto

Lo ideal para realizar un correcto aterrizaje es sólo emplear la punta de las zapatillas cuando impactamos con el pavimento. Este adecuado accionar nos permitirá usar mejor la energía y optimizar nuestra técnica a la vez que afinamos nuestra salud, evitando lesiones.

 

Ver más

 

Lo que debemos tener en cuenta a la hora del aterrizaje es la flexión de la rodilla. Este punto resulta vital para realizar una zancada correcta y, a la vez, disminuir el ruido. Una mala aplicación de la técnica tendrá como resultado que el talón sea el que impacte con el pavimento, poniendo en riesgo nuestra performance y, sobre todo, nuestra salud.

 

Beneficios del corredor silencioso

Definitivamente, tener una pisada silenciosa nos traerá beneficios. Emplear la punta de los pies, flexionando adecuadamente nuestra rodilla y empleando la técnica de manera correcta, nos ayudará a evitar lesiones.

Otro punto importante es la cantidad de zancadas y la distancia. A mayor número de ellas, mejor será el empleo de la técnica y se utilizará más la punta de los pies. En una zancada larga, el pie permanece mayor tiempo en el piso, pues sirve como equilibrio para que la otra extremidad salga con potencia. El ruido aparece y nos perjudicamos considerablemente.

Tené en cuenta esta información a la hora de entrenarte. Pisar con la punta de los pies siempre será lo ideal. Mayor número de zancadas también será beneficioso. Flexionar la rodilla es algo que no debemos olvidar, pues si bien lo hacemos inconscientemente, debemos tener conciencia para hacerlo de la mejor manera.

 

*Esta nota fue originalmente publicada en nuestro sitio Activo Deportes Perú

excluir cat: , desativa sempre post: nao, ativa sempre post: nao
¡Compartir por correo electrónico!